Programación tangible para niños con Project Bloks de Google

Hace un mes, Google anunció un nuevo proyecto destinado a facilitar el aprendizaje de la programación entre los más jóvenes que se suma a otras iniciativas que lleva apoyando durante los últimos años, tales como Blockly, Scratch Blocks, CS First o Made w/ Code. Reconociendo la importancia de desarrollar las competencias de los niños en las nuevas tecnologías, y particularmente en el conocimiento de los lenguajes de programación, Google ha puesto en marcha Project Bloks, un proyecto de investigación que desarrolla en colaboración con Paulo Blikstein de la Stanford University e IDEO, con el objetivo de crear una plataforma de hardware de código abierto y distribución libre con la que investigadores, desarrolladores y diseñadores puedan crear maneras de aprender a programar con elementos físicos. El sistema de programación tangible cuenta de momento con un prototipo que la empresa muestra con detalle en la web del proyecto, que sirve también como documentación del desarrollo del mismo.

Bloks01

Bloks se basa en la facilidad que tienen los niños para manejar elementos físicos y establecer relaciones entre ellos. El sistema está compuesto por una serie de bloques que pueden conectarse entre sí, estableciendo una serie de instrucciones que se envían por medio de la red wifi a un objeto inteligente u otro dispositivo, como por ejemplo una tablet. Pensado como un sistema modular y adaptable, Bloks presenta tres tipos de componentes principales:

  • Placa principal (Brain Board): se encarga de procesar las instrucciones que recibe de los otros componentes y las envía al objeto inteligente por medio de una red wifi o por Bluetooth.
  • Placa base (Base Board): cada uno de los “bloques” que se conectan entre sí y envían las instrucciones a la placa principal.
  • Disco (Puck): controlador que se coloca sobre una placa base para determinar una instrucción. Pueden ser de diferentes tipos, según estén programados para proporcionar una instrucción concreta o facilitar determinada interacción (por ejemplo, encender/apagar, mover hacia la izquierda/derecha, reproducir música, etc.).

Las placas pueden colocarse en diferentes configuraciones (tanto de posición como de número de elementos) y disponer de distintos tipos de controladores para generar experiencias muy diversas. El equipo de investigadores prevé la posibilidad de insertar estas placas en un envoltorio creado expresamente para hacer del sistema un dispositivo independiente, como por ejemplo un juguete con diversos controles que permita crear música y reproducirla usando un altavoz inalámbrico.

bloks2 bloks3

Google piensa por tanto en la posibilidad de desarrollar proyectos para educación pero también en nuevos productos que, como los juguetes que enseñan a programar que hemos analizado en otro post, despierten en los niños tanto el conocimiento de los conceptos básicos de la programación como el interés por trabajar con código y pensar de forma creativa con nuevas tecnologías.

Bloks está aún en desarrollo pero resulta ya una interesante aportación a las iniciativas de educación en programación para niños, no tanto por el sistema en sí sino por el hecho de ser una plataforma de distribución libre que cuenta con los recursos de Google en su fase de investigación y permitirá a educadores, investigadores y diseñadores crear numerosas aplicaciones y productos destinados a difundir la programación creativa.